La relación de España y la religión: “Por nuestro pasado franquista, y después también, monarquía e Iglesia están vinculadas”

marzo 27, 2021

“Iglesia-Estado aquí han sido una misma cosa y ha permitido a los obispos actuar con prepotencia”, denuncia José María Rosell, portavoz del grupo Inmatriculaciones Asturias.

vlcsnap-2021-03-27-12h01m59s919

La Sexta Columna

La Sexta Columna, 27 de marzo de 2020

[Fragmento del programa dedicado a las Inmatriculaciones: el misterio de la santísima propiedad]

La Iglesia católica es una institución que, como el dios al que veneran, es casi omnipotente. Más de 2.000 años de antigüedad en los que el Vaticano ha pasado de tener sólo unas llaves, las simbólicas de San Pedro, a muchas más reales. Sus dominios y riquezas se han multiplicado.

¿Qué pasaría si el jefe de la Iglesia, el papa, quisiera deshacerse de algunos de sus bienes materiales? Jesús Bastante, redactor jefe de Religión Digital explica que “ganarían muchísimo” y que “sería una fabulosa respuesta de marketing si renunciaran a determinados privilegios”.

Los sumos pontífices han sido adorados por sus fieles mientras han hablado de pobreza vestidos con dorados y lujosos ropajes. Cuando venían a España eran recibidos como superestrellas en un país cuya historia va unida a la religión.

“Por nuestro pasado franquista y después también, monarquía e Iglesia están vinculadas“, sostiene José María Rosell, portavoz del grupo Inmatriculaciones Asturias.

En este sentido, Rosell añade que “la relación Iglesia-Estado que, aquí han sido una misma cosa, ha permitido actuar a los obispos con prepotencia e impunidad“.

Vídeo

Lee el resto de esta entrada »

Inmatriculaciones y relaciones históricas Iglesia-Estado

marzo 24, 2021

Para entender la inacción del Estado en el expolio de más de 35.000 bienes de todo tipo (iglesias, fincas, inmuebles, etc.) en manos de la Iglesia, es indispensable adentrarse, sucintamente, en las relaciones Iglesia-Estado desde la Edad Moderna…

bitmap

Jesús Ferrero / Fuente imagen

Diego Jiménez, La Opinión de Murcia, 24 de marzo de 2021

El pasado miércoles, 10 de marzo, el Pleno del Senado rechazó, con los votos en contra de PSOE, PP, Vox y PNV, una moción del Grupo Parlamentario Esquerra Republicana-Euskal Herria Bildu por la que se instaba al Gobierno a realizar los cambios legales necesarios para revertir las inmatriculaciones de la Iglesia católica. «Es un insulto a la democracia, el Gobierno quiere cerrar en falso este expolio, en simbiosis con la Conferencia Episcopal […]. Este es un tema de Estado y tiene que tener una solución de Estado», resumía Juanjo Picó, de Europa Laica.

Para entender la inacción del Estado en el expolio de más de 35.000 bienes de todo tipo (iglesias, fincas, inmuebles, etc.) en manos de la Iglesia, es indispensable adentrarse, sucintamente, pues no es posible abordar in extenso un tema de tal complejidad en los límites de este artículo, en las relaciones Iglesia-Estado desde la Edad Moderna, para constatar cómo la institución eclesiástica ha sido, y es, un fuerte grupo de poder que se ha impuesto, en determinados momentos, a la propia acción del Estado.

DEL REGALISMO BORBÓNICO AL LIBERALISMO BURGUÉS.

La España del Antiguo Régimen constituyó el único país de lo que fue la Cristiandad en la Edad Media donde se verificó el aforismo eijus regio, ejus religio, una frase latina que viene a decir que la religión del príncipe se aplica a todo el territorio.

Pero sería en el siglo XVIII, con la llegada de los Borbones, cuando se ponen en marcha los acuerdos con la Santa Sede. Así, en el reinado de Felipe V se firmaron sendos acuerdos, en 1717 y en 1737, que ponían fin a las malas relaciones diplomáticas entre Felipe V y el papado por la Guerra de Sucesión y las campañas bélicas italianas, respectivamente.

Lee el resto de esta entrada »

Obispos españoles y el referéndum de 1947

octubre 21, 2020

La Dictadura de Franco se sostuvo gracias al apoyo incuestionable de la Iglesia, lo mismo que la justificación del golpe de Estado contra la II República.

“El pensamiento navarro” periódico navarro (impreso desde 1897 a 1981, aunque con interrupciones), órgano oficial de la Junta Regional Carlista de Navarra.

Víctor Moreno, Nueva Tribuna, 21 de octubre de 2020

De la Carta Colectiva del Episcopado de 1937…

Con relación a la jerarquía católica española, es bastante habitual recordar su Carta Colectiva del Episcopado español a los obispos del mundo, publicado el 1 de julio de 1937, donde se justificaba teológicamente (sic) el golpe de Estado de los militares africanistas. Isidro Gomá fue el autor intelectual y material de dicha carta, pero no se decidió a escribirla hasta el 10 de mayo de 1937, respondiendo así a los requerimientos de Franco quien le pidió que publicara “un escrito que, dirigido al episcopado de todo el mundo, con ruego de que procure su reproducción en la prensa católica, pueda llegar a poner la verdad en su punto”.

Gomá, entonces, solicitó la opinión de varios obispos sobre el particular, quienes le mostraron los inconvenientes de su publicación. El purpurado pasó de tales reparos. Y con Enrique Pla y Deniel, entonces obispo de Salamanca, y con el obispo falangista Leopoldo Eijo Garay, obispo de Madrid, redactaron dicha carta.

Luego, se pidió a los obispos su adhesión a dicha misiva.

Fueron varios obispos los que no firmaron dicho documento, aunque por razones diversas. No la rubricaron el obispo de Menorca, Juan Torres y Riba y el cardenal Pedro Segura, obispo de Orihuela, pero sus motivaciones no eran las mismas que ocasionaron la postura negativa de Javier Irastorza Loinaz, obispo de Ciudad Real, que era nacionalista; el obispo de Vitoria, Mateo Múgica y el cardenal arzobispo de Tarragona, Francesc Vidal i Barraquer, y casi no lo firmó su amigo Justino Guitar, obispo de Urgel y copríncipe de Andorra, a quien el cardenal Gomá llegó a amenazarlo si no estampaba su firma en la carta… Con el tiempo, tanto Múgica como Vidal pagarían cara su osadía por enfrentarse a Gomá.

Se hicieron más de treinta y seis ediciones de la Carta y se tradujo a todos los idiomas de los países donde un obispo regía los intereses católicos. El golpe de Estado estaba justificado por la voluntad de Dios y nada más habría que añadir, toda vez que los obispos eran sus intérpretes aquí en la tierra. Lo demás, la argumentación política, siempre en un nivel más bajo de importancia que la argumentación teológica, era baladí comparada con la artillería doctrinal teológica aportada por Gomá (en la imagen).

A partir de este momento, la deriva golpista de la Iglesia fue en picado hasta convertirse en el brazo doctrinal del fascismo, luego, franquismo y dando un fundamento integrista al nacionalcatolicismo, gracias al cual la religión se convirtió en política de Estado.

Lo de Gomá se veía venir, pues ya en su pastoral del 30 de enero de 1937 había sentenciado: “Quede por esta parte como cosa inconcusa que si la contienda actual aparece como guerra puramente civil, porque es en el suelo español y por los mismos españoles donde se sostiene la lucha, en el fondo debe reconocerse en ella un espíritu de verdadera Cruzada en pro de la religión católica, cuya savia ha vivificado durante siglos la historia de España y ha constituido como la medula de su organización”. Lee el resto de esta entrada »


Tras la reunión con Omella el pasado junio, Carmen Calvo recibió en Moncloa a representantes de las religiones musulmana, judía y evangélica

julio 22, 2020

¿Hacia el multiconfesionalismo?
“En el encuentro se abordaron temas como educación, antisemitismo y pastores jubilados”. “Ante todos ellos -como antes hiciera durante el encuentro con el presidente de la Conferencia Episcopal, Juan José Omella- el Gobierno reivindicó “la necesidad de ahondar en la neutralidad de los poderes públicos, cuyo ejemplo ser hizo visible en el reciente acto de Estado en homenaje a las víctimas de la COVID19”

Carmen Calvo, con los representantes evangélicos / Moncloa-Juan Aguirre

Fuentes: Vida Nueva / MPR

La vicepresidenta primera del Gobierno, ministra de la Presidencia, Relaciones con las Cortes y Memoria Democrática, Carmen Calvo, se ha reunido este miércoles 22 de julio con los representantes de la Comisión Islámica de España (CIE), la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España (FEREDE) y la Federación de Comunidades Judías de España (FCJE).

Según ha informado el Ministerio de la Presidencia en un comunicado recogido por EFE, la vicepresidenta del Gobierno continuará mañana, 23 de julio, su ronda de reuniones con las confesiones religiosas de notorio arraigo. Así, se encontrará con representantes de la Iglesia de Jesucristo de los Santos de los Últimos Días, de los Testigos de Jehová y de la Unión Budista de España-Federación de Entidades Budistas de España.

En primer lugar la vicepresidenta se ha reunido con los representantes de la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España (FEREDE), a continuación con la Federación de Comunidades Judías de España (FCJE) y, por último, ha cerrado la ronda de contactos previstas para el día de hoy con los representantes de la Comisión Islámica de España (CIE)

A la reunión con la Comisión Islámica de España (CIE) han acudido varios representantes encabezados por su nuevo presidente Ayman Adlbi, recientemente elegido tras el fallecimiento de Ray Tatary durante la pandemia por el Covid-19. Al encuentro también ha asistido el secretario de la CIE, Mohamed Ajana. Carmen Calvo también se ha reunido con el presidente de la Federación de Comunidades Judías de España (FCJE), Isaac Benzaquén, y  con el presidente de la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España (FEREDE), Manuel Rodríguez, y a su secretario ejecutivo, Mariano Blázquez.

Esta ronda de reuniones tiene lugar un mes después de que la vicepresidenta del Gobierno se reuniese en Moncloa, el pasado 24 de junio, con el presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), el cardenal Juan José Omella. Ambos, encargados de pilotar las relaciones Iglesia-Estado, acordaron en ese momento establecer “una agenda amplia de trabajo para avanzar en un modelo que permita la colaboración y la resolución de las posibles discrepancias que pudieran plantearse y se han designado a las personas encargadas de ello”. Lee el resto de esta entrada »


El Gobierno quiere dejar atrás la primacía de la iglesia católica y abordará una ley de libertad de conciencia

julio 18, 2020

“El Gobierno avanza hacia la neutralidad religiosa del Estado: tras el homenaje laico a las víctimas, recibirá a representantes de todas las confesiones”

VIDEO: Reunión entre el cardenal Omella y Carmen Calvo para trabajar en una agenda conjunta de colaboración - Iglesia en España - COPE

Reunión entre el cardenal Omella y Carmen Calvo

En su artículo Jesús Bastante entiende que tras el acto del día 16 no hay “marcha atrás”, que el Gobierno, en aras de la neutralidad y de quitar peso a la iglesia católica, avanza hacia el multiconfesionalismo y hacia un Estado laico. Pero la laicidad ha de ir más allá de la formalidad de regular funerales civiles, presencia de simbología religiosa o asistencia a actos de confesiones religiosas… Poco puede avanzarse sin tocar los Acuerdos con el Vaticano
_________________

Jesús Bastante, elDiario.es, 18 de julio de 2020

No hay marcha atrás. La Iglesia católica ha dejado de ser “interlocutor principal” del Gobierno, pero, sobre todo, abandonará el papel que ha jugado en el Estado durante cuatro décadas y que no le corresponde según la Constitución. Después de que este jueves se celebrara el primer homenaje de Estado totalmente laico en más de 40 años de democracia por las víctimas de la Covid-19, el Ejecutivo socialista se ha marcado como objetivo avanzar decididamente en la plena laicidad del Estado. Y eso implica, al menos en lo formal, que la Conferencia Episcopal pase a ser ‘uno más’ dentro de la interlocución del Gobierno con las distintas confesiones religiosas.

El Gobierno de coalición va dando pasos para garantizar la neutralidad religiosa de las instituciones del Estado, que llevan décadas sometidas a la primacía de la Iglesia católica. El plan del Ejecutivo de Pedro Sánchez, que delegó esa tarea en la vicepresidenta Carmen Calvo ya en la anterior legislatura, va más allá de gestos como la retirada de la simbología católica en la ceremonia de acceso al cargo del presidente y los ministros o la ceremonia civil en homenaje a las víctimas de la pandemia. La pretensión es eliminar algunos privilegios de la Conferencia Episcopal –como la exención del pago de impuestos como el IBI– e intentar equiparar a todas las religiones, además de impulsar una ley de libertad de conciencia, algo que figura en el acuerdo suscrito por PSOE y Unidas Podemos.

España rindió esta semana el primer homenaje de Estado, semejante a un funeral, sin rito católico para recordar a los fallecidos por la COVID-19. No hay marcha atrás en el camino a la laicidad del país, señalan en el Gobierno. Aún así, esa decisión provocó que la Conferencia Episcopal convocara una misa diez días antes a la que asistieron los reyes y Calvo en representación del Ejecutivo, además de numerosos representantes de los poderes civiles y militares. El funeral celebrado en la catedral de la Almudena, en el centro de Madrid, el pasado 6 de julio, ya no fue de Estado. Y no habrá más, al menos mientras gobierne Pedro Sánchez. Lee el resto de esta entrada »