VÍDEO charla: ¿Por qué es necesario un Estado laico? Presentación del libro “Iglesia S.A. Dinero y poder de la multinacional vaticana en España”

julio 10, 2019

Semana Negra, 2019

Luis Fernández, Asturias Laica y Ángel Munárriz

Asturias Laica, 10 de julio de 2019

El pasado domingo día 7, Asturias Laica estuvo presente en la Semana Negra en un acto que, bajo el título ¿Por qué es necesario un Estado Laico?, sirvió de marco de presentación del reciente libro de Ángel Munárriz  “Iglesia S.A. Dinero y poder de la multinacional vaticana en España” (Akal)

Concebido como un diálogo, intervinieron Luis Fernández, presidente de Asturias Laica, y el autor, el periodista Ángel Munárriz.

Partiendo de la premisa de que España está lejos no ya de ser un Estado laico sino ni tan siquiera aconfesional, -como señalaría Luis Fernández en su intervención: “En España existe una confesión religiosa en régimen de abuso sobre todas las  demás. Si el Jefe del Estado se somete a una jerarquía confesional, si el ejército  tiene capellanes castrenses, si el Gobierno reconoce méritos policiales a un determinado icono católico, si el Estado se pone de luto  cuando lo decreta la Iglesia católica, si la Educación  está sometida a los dictados del dogma católico, etc. la situación en España está muy lejos del equilibrio y son urgentes las medidas correctoras”-, la presentación de un libro, Iglesia S.A. (ya por su tercera edición), detallado descriptor de la situación de desequilibrio imperante en nuestro país, fue la base de una charla sobre la necesidad de un Estado laico, ante y con, un nutrido grupo de asistentes.

Y es que el libro de Ángel Munárriz, periodista especializado en información en profundidad, hace un metódico y sistemático análisis de la situación de privilegio que vive la Iglesia Católica en España reflejada a través de capítulos de título tan ilustrativo como El tinglado, El paraíso, El sumidero, El expolio, El poder, La pizarra y El negocio de la multinacional más antigua del mundo. Una situación sin resolver que detrae ingente cantidad de dinero del erario público hacia una empresa privada, la iglesia católica, que «no sabe vivir de otra manera que del Estado»

Vídeo

Lee el resto de esta entrada »


Una red de 21 organizaciones dedican dos millones al año a hacer lobby ultracatólico en Bruselas

julio 9, 2019

Tres grupos españoles, Profesionales por la Ética, Abogados Cristianos y Enraizados, presionan contra el aborto, el feminismo y los derechos LGTBI ante la UE

El entonces vicepresidente del grupo del PPE en la Eurocámara, Jaime Mayor Oreja, junto a la coordinadora de One of Us, Ana del Pino, en 2013 / EFE

A. Munárriz | B. Zgaga (Nacional) | M. Bird, InfoLibre, 9 de julio de 2019

La triunfante derecha reaccionaria estadounidense lo llama “batalla cultural”. Se trata de una estrategia de confrontación sin concesiones contra consensos básicos de la democracia liberal, tachados como “progresistas”, “totalitarios” y “liberticidas”, como la idea de que los homosexuales, bisexuales o transexuales, así como las mujeres, tienen los mismos derechos que los hombres heterosexuales.

Las obsesiones de los puntales de esta “batalla cultural” son el rechazo del aborto, la eutanasia y la educación sexual, la beligerancia contra la diversidad sexual y el feminismo, el silenciamiento de las manifestaciones políticas y artísticas contrarias al dogma religioso y la reivindicación de la moral creyente como rectora de la vida pública. En Estados Unidos, estas posiciones ya ocupan un lugar de privilegio en la Casa Blanca, con Donald Trump como valedor. Ahora el campo de batalla se ha trasladado a Europa. Y no sólo porque la pujante ultraderecha europea impulsa este discurso desde los partidos políticos, también porque el integrismo religioso se ha asentado en Bruselas, bajo la forma de toda una miríada de asociaciones, para defender sus posiciones en los pasillos de las instituciones más decisivas de la Unión Europea (UE). 

21 Organizaciones  y 91 lobistas

Un total de 21 organizaciones y think tanks –centros dedicados al pensamiento y la difusión ideológica– de diversa naturaleza, cohesionadas en torno a una agenda ultracatólica, dedican más de dos millones de euros a actividades de lobby ante el Parlamento Europeo y otras instituciones comunitarias, como demuestra el análisis de los datos del Registro de transparencia de la Unión Europea realizado por infoLibre y otros medios del proyecto periodístico European Investigative Collaborations (EIC).

Diez de estas organizaciones están registradas en Bélgica –en dos ocasiones con sede compartida con otro país–. La explicación es que Bruselas es sede de la Comisión y del Parlamento Europeo, lo cual no significa que las organizaciones sean exclusivamente belgas. Al contrario, lo frecuente es que sean multinacionales.

Tres de estas organizaciones están radicadas en España: Asociación de Abogados CristianosProfesionales por la Ética y Enraizados. Otras tres, en Francia. Y en Estados Unidos, Polonia, Holanda, Suiza y Ucrania existe una por país. Hay que recalcarlo: que su base esté en estos países no significa que sean de ámbito local; la característica definitoria del lobby integrista es su disposición de malla internacional. De las 21 organizaciones analizadas –se han descartado otras de cariz católico pero con una agenda y ordenación de prioridades distintas y menos radicales–, 12 tienen representación en España. Lee el resto de esta entrada »


Tinglado, expolio y poder

julio 8, 2019

Sobre Iglesia S.A, de Ángel Munárriz, libro presentado ayer en la Semana Negra en el acto de Asturias Laica ¿Por qué es necesario un Estado Laico? reseña en el periódico de la Semana Negra, A Quemarropa

 

A Quemarropa, 8 de julio de 2018

Con la Iglesia hemos topado; nos topamos ayer, al menos, en la charla que abrió la jornada en la Carpa del Encuentro. Se trataba de presentar un libro de reciente publicación en la editorial Akal: Iglesia, S. A.: dinero y poder de la multinacional vaticana en España, escrito por el periodista Ángel Munárriz y que pasa revista a una ignominia irresuelta: la cantidad ingentede recursos que viajan cada año del erario público a lo que Munárriz considera no otra cosa que una empresa privada, la Iglesia católica.

A juicio de Munárriz, es preciso y urgente que España acometa una tercera desamortización que suceda a las ya remotas de Madoz y Mendizábal en el siglo XXI. La Iglesia -denuncia- no sólo se dedica a frenar cualquier empeño social o moralmente emancipador sino que disfruta de una suerte de «rescate público permanente » y vive fuera de los radares del fisco, tan diligentes en su labor de vigilar y castigar el fraude por lo demás. Apenas paga impuestos por sus ingentes propiedades inmobiliarias y, lejos de desempeñar una labor fundamentalmente social, despliega lo más de su actividad en campos mercantiles que uno creería reservados a empresas propiamente privadas, consagradas al beneficio puro y duro. «asesorada por la gran banca, incrustada en la élite económica, la institución católica no ha desdeñado ni la especulación ni las técnicas de elusión fiscal a su alcance. Más parecida al Opus que a Cáritas, más a los kikos que a los franciscanos, más a Wojtyla que a Bergoglio, más a la banca vaticana que al Monte de Piedad, la Iglesia española es hoy una institución apartada de sus fines vocacionales», expone el libro y expuso ayer Munárriz a un público nutrido y que participó activamente en la charla haciendo preguntas y comentarios. Lee el resto de esta entrada »


La Iglesia regatea el ‘mea culpa’ por el franquismo (aunque ha pedido perdón a otras víctimas y pueblos)

julio 7, 2019

Las declaraciones de nuncio –”algunos dicen que Franco ha liberado a España”– agitan el debate en torno a la postura de lavarse las manos de la Conferencia Episcopal

El exnuncio Renzo Fratini, que se sitúa equidistante entre quienes llaman “dictador” a Franco y quienes creen que “liberó a España de una guerra civil” / Foto

Ángel Munárriz, InfoLibre, 7 de julio de 2019

A menudo se olvida: la Iglesia española, además de una organización atomizada en más de 40.000 terminales por todo el territorio nacional, es la delegación local de un Estado extranjero, el Vaticano, con el que mantiene una singular relación bilateral que le da un acceso privilegiado a las aulas, las arcas y las almas de nuestro país, como señala Ángel Luis López Villaverde, profesor de Historia Contemporánea, en El poder de la Iglesia en la España contemporánea (Catarata, 2013). Ese Estado extranjero, de carácter teocrático, tiene en el papa a su jefe supremo. Y ese jefe supremo, hoy Jorge Mario Bergoglio, conocido como Francisco, tiene su primer representante diplomático en España en la figura del nuncio, valedor de los intereses y voz aquí del Estado vaticano. Pues bien, el que hasta esta misma semana ha sido nuncio del Vaticano en España,Renzo Fratini, afirmó antes de certificar su salida del cargo que el Gobierno español “ha resucitado a Franco” por intentar exhumar sus restos del Valle de los Caídos.

Las palabras de Fratini han provocado una queja del Gobierno de España, que ha pedido al Vaticano que lo desautorice y ha denunciado una “injerencia” por parte del diplomático vaticano. La reacción de la vicepresidenta Carmen Calvo ha sido calificada por la jerarquía católica como “impresentable” y “amenazante”. Fratini había dicho: “Dejarlo en paz [a Franco] era mejor, la mayoría de la gente, de los políticos, tiene esta idea porque han pasado 40 años de la muerte, ha hecho lo que ha hecho, Dios juzgará. No ayuda a vivir mejor recordar algo que ha provocado una guerra civil”. Y añadió: “A Franco algunos lo llaman dictador, algunos dicen que ha liberado a España de una guerra civil, que ha solucionado un problema. No continuemos peleándonos sobre si tenía razón o culpa”.

Ni el Vaticano lo ha desautorizado ni Fratini ha rectificado.Si piensan que la Iglesia es franquista, se equivocan“, ha dicho el ya exnuncio. Técnicamente es difícil ser hoy franquista, cuando Franco lleva más de cuatro décadas muerto. En todo caso, se puede ser nostálgico o neofranquista. Pero sí fue franquista. Vaya que si lo fue. Más que franquista, la Iglesia fue consustancial al Estado franquista, al que le suministró su caudal ideológico fundamental, que resultó en el nacionalcatolicismo. También le dio cobertura diplomática y moral. Y le mantuvo el apoyo hasta el final (aunque no puedan negarse corrientes reformistas y hasta rupturistas en el seno de la Iglesia, sobre todo en la recta final de la dictadura).

Complicidad con el franquismo

Lee el resto de esta entrada »


Asturias Laica en la Semana Negra: “¿Por qué es necesario un Estado Laico?”. Con la presentación del libro “Iglesia S.A.” de Ángel Munárriz

julio 2, 2019

Asturias Laica, 2 de julio de 2019

Asturias Laica estará el domingo 7 de julio, a las 6 de la tarde en la Carpa de Encuentros de la Semana Negra de Gijón. En un acto bajo el título ¿Por qué es necesario un Estado Laico? intervendrán Luis Fernández, presidente de Asturias Laica y Ángel Munárriz que presentará su libro, “Iglesia S.A. Dinero y poder de la multinacional vaticana en España”

Ángel Munárriz, periodista especializado en información en profundidad y actualmente en InfoLibre, además de participar en tertulias de actualidad, ha sido guionista de ‘Malas Compañías’, programa de investigación de La Sexta, redactor en El Mundo y Público y colaborador en La Marea, Interviú y Cambio 16.  Su libro es fruto de un arduo trabajo de investigación acerca de la dimensión empresarial de la iglesia católica, (en buena medida sustentada con fondos públicos), su historia económica y su relación con el poder público, de sus ingresos, sus exenciones fiscales, sus empresas, sus colegios, universidades y hasta sus alquileres.

De los contenidos de su libro hablaba Ángel Munárriz en el programa de Víctor García Guerrero, Entrevistas en Efecto Doppler, de Radio 3: “La delegación local del único estado teocrático de Europa recibe fondos de los Presupuestos Generales del Estado. De sus impuestos. Ponga o no la x en la casilla correspondiente de la Declaración de la Renta. La Iglesia Católica goza de ese privilegio. No es el único: la exención de IBI, el registro de propiedades inmobiliarias o la explotación de la educación privada son otros ejemplos de una relación privilegiada con un Estado que, a veces, parasita. El periodista Ángel Munárriz desgrana estos tentáculos en “Iglesia S.A. Dinero y poder de la multinacional vaticana en España”:

Audio

Lee el resto de esta entrada »


El mito del “ahorro” de dinero público con la concertada encubre un sistema que favorece la desigualdad

julio 1, 2019

La propaganda de la jerarquía católica condiciona el debate educativo con la insistencia en que el coste por plaza escolar es menor en la concertada

Ángel Munárriz, InfoLibre, 1 de julio de 2019

Lo repite sin cesar la Conferencia Episcopal Española (CEE). Lo amplifican los medios de comunicación y grupos de presión afines a las posiciones de la jerarquía católica. Y ha terminando comprando la idea el PP. ¿Qué idea? Que la educación concertada, católica en más de un 60%, erigida en el gran espacio de poder e influencia de la Iglesia católica ante la secularización social, supone de rebote un ahorro milmillonario a las arcas del Estado. Esta propaganda circula sin descanso a pesar de que la educación concertada, que consume más recursos públicos cada año desde 2014, rompió su techo de financiación estatal en 2017 con 6.179,44 millones dedicados a su funcionamiento, pese a que el gasto público educativo sigue por debajo de los niveles precrisis. Los defensores de esta idea –que el gasto en financiar colegios privados con dinero público, lejos de suponer una merma de los recursos dedicados a la educación pública, supone un ahorro para la misma– afinan cada año su argumentario y varían la cifra del supuesto ahorro, que se mueve entre 2.500 y 5.000 millones. Pero, mirados con lupa, estos datos no sólo no ofrecen una imagen fiel de la relación entre la educación pública y la concertada, sino que la distorsionan, al ignorar factores clave como el entorno social de los centros y los gastos que se ven obligadas a hacer las familias, a su vez causantes de desigualdad.

“La concertada”, señala el sociólogo Xavier Bonal, “genera mayor segregación” y “la segregación tiene elevados costes a medio y largo plazo”. “Así que un cálculo bien hecho es posible que demuestre que los costes sean mayores que los beneficios”, añade. Ese cálculo no existe. Lo que sí existe, en cambio, es una torrencial emisión en sentido opuesto, que se produce en un contexto de creciente protagonismo en el sistema público de la concertada, favorecida a su vez por la Lomce.

Miles de millones

La Iglesia católica, una organización ramificada en miles de terminales, depende del Estado para su supervivencia. Su estructura y actividad no podrían sostenerse sin laasignación vía IRPF para pagar los sueldos de curas y obispos, las exenciones fiscales, la opacidad de sus cuentas, los conciertos educativos y sanitarios, los sueldos de los capellanes carcelarios y hospitalarios, las subvenciones a sus múltiples organizaciones… Ante esta situación, que podría considerarse unavulneración de los acuerdos entre España y la Santa Sede de 1976-1979, la jerarquía católica ha optado por un discurso según el cual la Iglesia devuelve al Estado más de lo que recibe. “Cada euro que se invierte en la Iglesia redunda casi cinco veces en la sociedad“, ha llegado a afirmar el vicesecretario de Asuntos Económicos de la CEE, Fernando Giménez Barriocanal, que cita por ejemplo la atracción que ejerce el patrimonio eclesial para el turismo, principal sector económico español.

Lee el resto de esta entrada »


La Iglesia logra en dos años 35 millones de superávit de la casilla de la renta y destina más de la mitad para 13TV

junio 10, 2019

De los 35,2 millones de superávit declarado en 2016 y 2017 por la Iglesia católica, 20 millones van a enjugar pérdidas de su brazo mediático y los otros 15,2 a su fondo de reserva

El presidente de la Conferencia Episcopal Espa?ola (CEE), Ricardo Blazquez.

El presidente de la Conferencia Episcopal Española (CEE), Ricardo Blazquez. EP

Ángel Munárriz, InfoLibre, 10 de junio de 2019

La Iglesia católica lleva cuatro años consecutivos logrando superávit gracias a la asignación que le hace el Estado con lo recaudado vía IRPF. Es decir, el dinero público que ingresa por la llamada “casilla de la Iglesia” es más del que gasta la institución para su funcionamiento. En ocasiones, bastante más. Del ejercicio de 2016 le sobraron 19,3 millones, después de haber pagado el sueldo de sus sacerdotes y obispos. Del correspondiente a 2017, cuya memoria ha publicado ahora la Conferencia Episcopal Española (CEE), le quedó un saldo favorable de 15,9 millones. En total, en los dos últimos ejercicios el superávit ha ascendido a 35,2 millones. ¿En qué lo ha utilizado la Iglesia española? Pues 15,2 millones han pasado a su fondo de reserva. El resto, 20 millones, ha ido a la televisión Trece (antes llamada 13TV), uno de los brazos mediáticos de la jerarquía católica, convertido en un sumidero de dinero de origen público.

La Iglesia católica española, en rigor una organización filial del Estado vaticano,defensora de los intereses de la Santa Sede en España, no es un cuerpo único. Sin contar con todas aquellas entidades que no tienen personalidad jurídica civil, la Iglesia tiene más de 40.000 terminales: desde parroquias a monasterios, desde órdenes a congregaciones, desde ONG hasta fundaciones, desde Manos Unidas a la Universidad Pontificia de Comillas. Eso es la Iglesia en un sentido amplio. Pero lo que solemos tener en la cabeza cuando decimos “Iglesia” es la Iglesia diocesana, la de las diócesis, la compuesta por los 70 obispados. El tronco de la institución. La casilla de la Iglesia en la declaración de la renta está concebida para el sostenimiento con dinero público de la Iglesia diocesana.

El Estado asigna a la Iglesia un 0,7% de cada una de las declaraciones con la equis católica marcada. No es un dinero que el declarante ponga de más, o que se le devuelva de menos. La cantidad asignada a la Iglesia, unos 250 millones al año, sale del total recaudado. Es dinero público. Se decide en función de las equis marcadas, pero es de todos. En la pasada campaña de la renta, la realizada en 2018 sobre el ejercicio de 2017, los contribuyentes marcaron la equis en un total de 7.164.502 declaraciones,que se corresponden, teniendo en cuenta las conjuntas, con unos 8,5 millones de contribuyentes. El resultado final son 265,06 millones, según la memoria del ejercicio. Lee el resto de esta entrada »