Educación pública, educación laica

junio 15, 2021

Por Luis A. Iglesias

Por Luis Alfonso Iglesias Huerga, Fuente Observatorio del Laicismo, 15 de junio de 2021

El hecho de que a la presencia de la religión católica en los centros de enseñanza se le vayan sumando otras religiones como la religión islámica o la evangélica puede convertir a la escuela en el lugar en el que las confesiones compitan entre sí. Por ello urge la necesidad de abordar una nueva mirada laica ante una sociedad cada vez más plural, más secularizada y más liberalizada en las costumbres.

La laicidad de las instituciones públicas es la mejor garantía para una convivencia en igualdad de todas las personas, sin privilegios ni discriminaciones, ya sean católicas, musulmanas, protestantes, ateas o agnósticas porque lo importante es el sustantivo permanente “persona” y no su condición religiosa.

La actitud laica tiene como principales componentes la libertad de conciencia y la neutralidad del Estado en materia religiosa. En este sentido, el laicismo busca separar ámbitos diversos (entre ellos la ciencia de la creencia o el Estado de las confesiones religiosas) asegurando a cada uno el lugar más adecuado para garantizar el entendimiento y la coexistencia de todos los ciudadanos.

Las religiones, incluida la católica, deben ocupar el espacio que les corresponde en democracia y no parece que este tenga que ser ni necesaria ni convenientemente la escuela. La percepción de que la religión católica tiene mayor relevancia social por estar dentro de las aulas como materia específica no es real. Que las asignaturas de religión salgan del sistema educativo público no quiere decir que la religión vaya a perder su importante papel dentro de la comunidad. Simplemente debe tener otro más acorde con los nuevos tiempos en los que la escuela debe ser el sitio de la ciencia y no de la creencia. Ese lugar en el que se enseñe tanto el interés del conocimiento frente a la propagación de las mentiras como la importancia de los valores democráticos para una ciudadanía cada vez más multicultural.

Lee el resto de esta entrada »

El milagro de transmutar un convento en un hotel en un santiamén

junio 15, 2021

La jerarquía católica utilizó el nombre de diferentes congregaciones religiosas para inmatricular todos los conventos de clausura ubicados en el centro histórico de Sevilla. Sin embargo, el listado oficial del Gobierno solo recoge la inmatriculación del Convento de Santa Inés.

IMG_6309

Hospedería Luna de San Marcos, ubicada dentro del Convento del Socorro / JUANJO G. MARÍN

Juanjo G. Marín, El Salto, 15 de junio de 2021

Se estima que existen en todo el mundo más de 3.500 monasterios católicos de clausura que, en su inmensa mayoría, acogen a órdenes religiosas femeninas. Tan solo en el Estado español, y si nos atenemos a los datos proporcionados por la propia Iglesia Católica en 2016, hay exactamente 907 conventos o monasterios dedicados a la vida contemplativa. Sin embargo, en los escasos cuatro kilómetros cuadrados que conforman el casco histórico de Sevilla, se agolpan hasta 15 edificios de estas características, lo que según Guillermo Casellas, portavoz de la Plataforma para la Defensa del Patrimonio de Sevilla, convierte a la capital hispalense “en la segunda ciudad de Europa, solo por detrás de Roma, en número de conventos”.

El trabajo de investigación realizado por esta misma plataforma ha permitido constatar, pese a las enormes trabas con que se han encontrado sus integrantes, que la propiedad de estos inmuebles, tras haber sido inmatriculados irregularmente por la jerarquía católica, figura a nombre de congregaciones religiosas como las Agustinas Ermitañas, las Madres Dominicas, las Hermanas Descalzas o las Monjas Cistercienses. Sin embargo, como explica el propio Casellas, “la Conferencia Episcopal juega con dos barajas”, ya que “estas congregaciones son simples asociaciones públicas cuyos bienes, en caso de disolución y según el propio derecho canónico, pasarán a manos de la jerarquía de la Iglesia católica”. No se trata de un dato irrelevante, sobre todo si tenemos en cuenta la falta de vocaciones a que se enfrentan estas comunidades religiosas y que la edad media de las monjas de clausura en el conjunto del Estado se elevó, ateniéndonos a los datos proporcionados por Comisión Episcopal de Vida Consagrada, hasta los 75 años en 2016.

Lee el resto de esta entrada »

Asturias participará en el acto simbólico estatal “Recuperando nuestro Patrimonio Público”

junio 15, 2021

Acto simbólico a nivel estatal el 22 de junio

BLOG cartel1-2021-06-22

Fragmento cartel para Asturias / Viñeta de Goval

15 de junio de 2021

En nuestro país más de cien mil bienes, en su mayoría con una simple certificación eclesiástica, han sido inmatriculados por la iglesia católica. El listado presentado por el Gobierno abarca únicamente lo inmatriculado desde 1998 y sobrepasan los 30.000 bienes, (y no sólo de uso religioso). En Asturias, sin conocer aún la realidad de todo lo inmatriculado desde 1946 por la iglesia católica, sí sabemos que desde 1998 más de 500 bienes, entre ellos la mayoría del prerrománico asturiano, lo han sido

Ante la inacción y el inclumplimiento del Gobierno para recuperar los bienes inmatriculados, la Coordinadora Estatal Recuperando, bajo el lema “Recuperando Nuestro Patrimonio Público” (cartel Recuperando), ha convocado un acto de protesta, coordinado a nivel estatal en varias ciudades de nuestro país, para el próximo día 22 de junio, acto al que se suma en la convocatoria el Grupo Inmatriculaciones Asturias, integrante de la Coordinadora.

En Asturias, este acto simbólico de rechazo a las inmatriculaciones que reivindica nuestro patrimonio, el patrimonio público, se llevará a cabo en Oviedo el martes 22 de junio, a las 19:00 horas, con una concentración en la explanada ante uno de nuestros monumentos prerrománicos, San Julián de los Prados.

Una vez superados los peores momentos de la pandemia que nos ha azotado, con la máxima precaución y respetando todas las medidas sanitarias y preventivas, creemos que es el momento de volver a manifestar, en la calle, nuestro rechazo a la inmatriculación de más de 100.000 bienes de todo tipo por la iglesia católica.

Lee el resto de esta entrada »