El obispo católico y el Estado laico

septiembre 11, 2021

pasillo

Adrián Barbón y Sanz Montes entran en la basílica de Covadonga, momentos antes de la celebración de la misa / 8 de septiembre de 2021

Luis Fernández González, 11 de septiembre de 2021

Sobre la homilía pronunciada por el arzobispo de Oviedo en la misa celebrada en la basílica de Covadonga leo en La Voz de Asturias que:

El arzobispo de Oviedo, Jesús Sanz Montes, ha reivindicado este miércoles el Día de la Santina de Covadonga como la celebración vinculada al Día de Asturias, que se conmemora este 8 de septiembre. «Ya quisiera yo que niños abortados o ancianos y enfermos eutanasiados sin paliativos tuvieran la legislación protectora que se les brinda a los toros. Mal asunto cuando la estocada se da en el seno materno, o cuando en el dolor terminal se da la puntilla al enfermo; esto es otra corrida subvencionada», ha dicho durante su homilía en la misa celebrada en honor a la Virgen de Covadonga en la Basílica del Real Sitio, sembrando así una nueva polémica ante la presencia del presidente del Principado, Adrián Barbón, y otros representantes institucionales.

Y, en una primera impresión, siento repugnancia por la obscenidad de las palabras del arzobispo recogidas en el texto. El lenguaje con el que se intenta comparar la no licitación de la plaza de toros de Gijón con dos leyes, aprobadas por los representantes de la soberanía popular, fundamentales para el desarrollo de las libertades (la de las madres sobre su cuerpo y la de los enfermos sobre su vida) es repugnante. Pero además es una flagrante falsedad. Su aportación lingüística con el término “eutanasiados” para retorcer una ley que pretende amparar a los que no pueden físicamente ejecutar su libertad de decidir sobre su vida es una falsedad inadmisible.

Lee el resto de esta entrada »

¿Volverá a ocurrir una año más?

septiembre 8, 2021

La previsible respuesta, en la agenda del presidente para el 8 de septiembre: 12:00 h. Cangas de Onís. El presidente del Principado de Asturias, Adrián Barbón, asiste a los actos organizados en Covadonga por el Arzobispado de Oviedo y el Cabildo del Real Sitio con motivo del Día de Asturias. Basílica de Covadonga.

Barbón y Sanz Montes entrando en la Basílica, 2020 / Fuente foto

Luis Fernández González, 8 de septiembre de 2020

Ilmo. Sr. D. Adrián Barbón, Presidente de Asturias, ante la muestra de reiterada insistencia en hacer caso omiso a la aconfesionalidad del Estado manifestada en las pasadas celebraciones del Día de Asturias, una vez más queremos recordarle que:

1.-El “Día de Asturias” es el día de todas y todos los asturianos. Es una celebración ciudadana, y por tanto es su responsabilidad política asumir la titularidad de la fiesta en representación de todas y todos ellos, y no cederla, complaciente, al responsable local de una comunidad religiosa.

2.-El “Día de Asturias” no es el día de los católicos asturianos. Es inadmisible, para una ciudadanía que ha elegido a sus representantes para el gobierno de su Comunidad, observar cómo la titularidad de la celebración se desplaza de sus representantes electos al jefe local de una determinada comunidad religiosa. Y es mucho más lamentable ver cómo, repetidamente, la cabeza visible de esos representantes, el Presidente del Principado, aparece como tal justificando con su presencia cómplice esa usurpación de la dignidad ciudadana.

Lee el resto de esta entrada »

¿Debe ir Barbón a Covadonga el Día de Asturias?

junio 28, 2021

Cartas de los lectores

imagen-a1-23422413-2366871

Romería en el prao de Corvera (1987) / Fuente foto

Manuel Díaz Estrada, La Nueva España (Vía Observatorio del Laicismo), 28 de junio de 2021

Cuando aún faltan más de dos meses para la celebración (el 8 de septiembre) del Día de Asturias y de nuestra patrona, la Virgen de Covadonga, en las redes sociales ya algunos nombres prestigiosos de la cultura y de la política regional han lanzado la pregunta: ¿deberá el presidente Barbón acudir a los actos religiosos de Covadonga?…

Evidentemente, hay argumentos a favor y en contra, aunque predominan aquellos que entienden que “el presidente de todos los asturianos se debería abstener de representar institucionalmente a los asturianos el día 8 en Covadonga”. Es difícil de entender que tras los habituales varapalos que el arzobispo de Oviedo, Jesús Sanz Montes, le suele dedicar cada año al presidente asturiano en su homilía, este continúe asistiendo sumisamente a un acto puramente religioso.

En mi opinión, ha sido un gran error, institucionalmente hablando, que el presidente de esta comunidad se haya tomado como norma el estar presente en estos actos. Quizás haya sido un desliz de nuestro Estatuto de Autonomía el haber ligado el día de la Santina con el día de la Comunidad. Lo que los asturianos no deberíamos permitir, bajo ningún concepto, es que la Iglesia pretenda, con premeditación y alevosía, empañar y acaparar todo el protagonismo de ese día que nos pertenece a todos los asturianos.

Lee el resto de esta entrada »

Al arzobispo y a Barbón no les tiembla la mano

septiembre 12, 2020

El arzobispo destaca la "sensatez" de Asturias frente a la pandemia como "excepción" a una "mala gestión"

Adrián Barbón presente en la misa celebrada este 8S en la basílica de Covadonga

Enrique del Teso, La Voz de Asturias, 12 de septiembre de 2020

Será por días. O por perres. El tópico de ese grandonismo inofensivo y ordinarión, del que en momentos poco lúcidos se enorgullecen los asturianos, se concentra en esa escena de sacar un puñado de billetes arrugados y ponerlos en el mostrador voceando al camarero que ponga unos cacharros. Será por perres. La dejadez con que llevamos lo del Día de Asturias debe ser porque a Asturias también le sobran días, igual que sobran les perres en el chigre. Será por días. En la ceremonia de Covadonga se superpusieron el habitual batiburrillo reaccionario que disfrazan de tradición, la conducta del arzobispo y la conducta de Barbón. Y al fondo, borrándose del mapa sin que nadie se fije en ella, Asturias.

No tiene nada de particular que un cargo público vaya a una misa. Los ritos religiosos forman parte de determinados momentos vitales de mucha gente y, a veces, es procedente la presencia de algún representante público. Los que sentimos ya más pena que indignación por el guateque de Covadonga no tenemos ninguna obnubilación antirreligiosa. Hay un problema de principio, y no es menor. Nunca es menor un principio que afecta a los límites de la democracia y nunca es menor un problema heredado de una dictadura y enquistado como una rigidez crónica. La condición laica del Estado es una de esas fronteras que separa la democracia del autoritarismo, igual que la separación de poderes. No hay democracia sin laicidad. Que el Estado sea laico quiere decir simplemente que la labor legislativa no está obligada por dogmas religiosos. Quiere decir que el hecho de que la Iglesia católica prohíba el divorcio no hace que el divorcio sea ilegal. Quiere decir que los obispos pueden opinar y presionar como cualquiera, pero los legisladores que elegimos no tienen obligación legal de hacerles caso. No hay otra democracia que la laica. Lee el resto de esta entrada »


Barbón se abre a la conmemoración del 25 de mayo pero mantiene la confusión entre lo ciudadano y lo religioso y el Día de Asturias seguirá siendo el 8S

septiembre 10, 2020

El Gobierno regional plantea celebrar la rebelión de Asturias contra Napoleón

El arzobispo de Oviedo, Jesús Sanz Montes (dcha), saluda al presidente del Principado, Adrián Barbón, durante la eucaristía celebrada en la basílica de Covadonga a la que también han asistido el presidente del parlamento regional, Marcelino Marcos Líndez, y la delegada del Gobierno, Delia Losa, entre otros.

Jesús Sanz Montes saluda a Adrián Barbón, durante la misa en la basílica de Covadonga, con asistencia además del presidente del parlamento regional y la delegada del Gobierno, Delia Losa / Fuente

La celebración del Día de Asturias cumple ya 40 años, y ya desde el primer momento dos fechas estuvieron encima de la mesa.

Por un lado, la propuesta de Conceyu Bable apostando por el 25 de mayo:  recordando una fecha en la que, en 1808, se creó la Junta Suprema, se reconoció la soberanía popular y se declaró la guerra a Napoleón, lo que supuso el “nacimiento, ni más ni menos, que del pensamiento y la praxis democrática en nuestro país, Asturies, con todas sus imperfecciones y deficiencias, pero también con toda su grandeza” (Faustino Zapico); la primera vez, pues, no solo en Asturias sino en toda España, que un órgano oficial reconocía la soberanía popular, base de toda democracia moderna.

Por otro, la del Partido Comunista proponiendo el 8 de septiembre, festividad de la Virgen de Covadonga, una fecha que, argumentaban, con arraigo que remitía a la historia del reino de Asturies, a una cierta tradición institucional, y que podía conectar bien con la sociedad asturiana, socializada en los mitos nacionalistas españoles del covadonguismo.

Sería esta última la que acabaría imponiéndose a pesar de que inicialmente sólo contaba con el apoyo de UCD, el PSOE se abstendría mientras Alianza Popular, partidaria de separar lo religioso de lo autonómico, se opondría (en 1983  presentaría una moción en un nuevo intento de cambiar la fecha).

Ahora, Adrián Barbón, tras haber asistido a la misa oficiada por el ultraconservador arzobispo de Oviedo con motivo de la festividad de la Virgen de Covadonga,  vuelve a poner en el candelero la fecha del 25 de mayo. Lee el resto de esta entrada »