Fundamentalismo religioso | Extracto del libro ‘De los neocón a los neonazis’

En este capítulo del libro ‘De los neocón a los neonazis. La derecha radical en el Estado español’, editado por la Fundación Rosa Luxemburg, Román Cuesta deshace la telaraña y explica quién está detrás de HazteOir y del movimiento fundamentalisa religioso ultracatólico.

Foto: Greg Rosenke | Unsplash.com.

_________________________________

Ramón Cuesta, La Marea, 25 de octubre de 2021

Álvaro Delgado Gómez, investigador del semanario Proceso, publicó una extensa investigación en su libro El Yunque: La ultraderecha en el poder (Plaza y Janes, 2003), uno de los primeros trabajos exhaustivos sobre esta organización. Delgado sitúa sus orígenes en 1953 en la ciudad de Puebla de Zaragoza (México); sus fundadores fueron: Ramón Plata Moreno y Manuel Díaz Cid, y sus objetivos: «defender a la religión católica» de sus adversarios: «el comunismo, el pueblo judío y la masonería». Su intención era instaurar «el reino de Dios en la Tierra» y evangelizar las instituciones públicas mediante la infiltración de parte sus miembros en las más altas esferas del poder político, inspirándose en la obra La ciudad de Dios del teólogo Agustín de Hipona.

Según este autor, El Yunque surge como reacción a la hostilidad y supuesta persecución contra estudiantes católicos de la Universidad Autónoma de Puebla (UAP) por parte de compañeros y profesores que veían el catolicismo como una amenaza hacia los avances de la ciencia y la educación laica. Delgado, en su obra, identifica el Movimiento Universitario de Renovadora Orientación (MURO) como fachada de El Yunque en sus orígenes y a empresarios y políticos relacionados con el Partido Acción Nacional como financiadores y miembros de El Yunque.

El Yunque en España

Primera época. Década de los 70

Delgado sostiene que el fundador de la organización, Ramón Plata Moreno, encargó su implantación en España a Miguel Ángel López Zabaleta, situándolo como jefe de El Yunque en nuestro país. López Zabaleta, de origen mexicano, es responsable del aparato de captación de nuevos socios en la plataforma HazteOir.

«Plata Moreno encomendó la misión en España a López Zabaleta, que fue quien estableció la relación con Rumasa». Ese vínculo con la familia Ruiz-Mateos nació en realidad a comienzos de la década de los 70, en vida del dictador Francisco Franco, cuando los Cruzados de Cristo Rey «construyeron la casa de formación sacerdotal Nuestra Señora de la Oliva, en Toledo, con fondos proporcionados por Rumasa». Los Cruzados de Cristo Rey, según un exdirigente de HazteOir consultado por El Confidencial, son una fraternidad religiosa impulsada en México por el fundador de El Yunque para servir de apoyo espiritual a los miembros de la secta.

Álvaro Zulueta, tesorero de HazteOir y responsable de las finanzas de la plataforma, es «un personaje clave de El Yunque en España», según Delgado. El dirigente de HazteOir está casado con Olga Cuquerella, una de las empleadas fantasma que Iñaki Urdangarín contrató en la inmobiliaria Aizoon S. L., propiedad del duque de Palma y su esposa, la infanta Cristina de Borbón, para defraudar a Hacienda.

Otro de los personajes vinculado a los orígenes de El Yunque en España es Liberto Senderos Oliva, miembro de los Cruzados de Cristo Rey y presidente de la Organización del Bien Común, inscrita en el Registro de Asociaciones del Ministerio del Interior el 12 de abril de 2011. Su directiva estaba integrada, además de por Senderos, por Arsuaga, Urcelay y Hertfelder. La Organización del Bien Común es, según explica la revista mexicana Proceso, una de las pantalla de El Yunque en nuestro país, que también aparece en el informe de López Luengos sobre las actividades de esta secta. También se acredita en la demanda interpuesta por el abogado madrileño Pedro Leblic Amorós, quien identifica cinco organismos civiles como fachadas de la organización ultraderechista y a sus directivos como líderes prominentes.

Liberto Senderos y los Cruzados de Cristo Rey están vinculados a la Fundación Nuevo Entorno (que tiene como fines declarados promover y difundir el estudio del carlismo), cuyos patronos son Rafael Hernando de Larramendi Samaniego, Francisco Pérez Dorantes y Juan Álvarez Morales.

Hernando de Larramendi (identificado como dirigente yunquista) figura como presidente de la Fundación Nuevo Entorno, que, según La Sexta Noticias, fue la asociación a través de la cual los Cruzados de Cristo Rey se introdujeron en España. Se trata de una especie de sucursal creada con la idea de reclutar militantes de las distintas organizaciones con las que El Yunque cuenta en España y que recibió en sus inicios el apoyo económico de la familia Ruiz-Mateos.

Rafael Hernando fue el sacerdote que testificó contra Rita Maestre y los estudiantes que irrumpieron en la capilla de la Universidad Complutense en 2011. La exportavoz del Ayuntamiento de Madrid fue absuelta de haber cometido un delito contra la libertad de conciencia y los sentimientos religiosos, pero fue víctima de una campaña infame por parte de los principales colectivos ultraderechistas del país.

Consolidación

Coincidiendo con sus objetivos, métodos de implantación y captación de jóvenes católicos, en los años 80 y 90 se puede seguir su rastro a través del estudio El Transparente de la catedral de Toledo. Análisis del asociacionismo de los laicos cristianos españoles y la intromisión del Yunque, que cita organizaciones como Acción Católica, Focolares, Comunidades Neocatecumenales, Asociación Católica de Propagandistas, Jóvenes por el Reino de Cristo (del Apostolado de la Oración) y de los Círculos de San Rafael (del Opus Dei), Comunión y Liberación o el Movimiento Apostólico de Schönstatt. Además, se encuentra en los ámbitos universitarios con las organizaciones Asociación Testimonio 2000, Alfil, Corporación Universitaria, Asociación Robert Schumann, Montañeros de San Ignacio para bachilleres, Sindicato de Estudiantes Católicos y en el sindicato falangista universitario SEU.

Dicho estudio también detalla la infiltración de miembros de El Yunque en medios de comunicación como Intereconomía, La Gaceta y existen indicios en TeleMadrid y en La Razón.

Pero su objetivo principal, según Luengos, era la infiltración en las organizaciones de carácter político y organismos del Estado: en principio, pequeños partidos como Comunión Tradicionalista Carlista y Falange fueron nichos idóneos para propagar sus mensajes ultraconservadores, pero, con el tiempo, se infiltraron notablemente los sectores del Partido Popular más conservadores en abierta competencia con el Opus Dei.

Madurez

A partir del año 2000, fruto de dicha labor de infiltración y captación, la secta ya cuenta con los cuadros y la financiación necesarios para crear una red de organizaciones desde las que ejercer la presión social y política deseada.

Al Instituto de Politica Familiar y Profesionales por la Ética se suma en 2001 HazteOir, la experiencia piloto de El Yunque en España para implantarse en las redes sociales.

HazteOir quizá sea la más influyente de las pantallas de El Yunque en España. Según Narciso Pizarro, doctor en Sociología por la Universidad de París y la UCM, «HazteOir destaca por su capacidad de compaginar el arcaísmo fundamentalista con modernas técnicas de comunicación, difusión y presión política». A partir o influidas por esta surgen diferentes movimientos con idearios y objetivos similares, CitizenGO, Derecho a Vivir, Más Libres, Vota Valores, la Asociación Enraizados, Profesionales por la Ética (PPE), el Instituto de Política Familiar (IPF), el Observatorio para la Libertad Religiosa y de Conciencia (OLRC) son algunos de ellos.

HazteOir cobró notoriedad al activar campañas de oposición a las políticas del Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero entre 2004 y 2011, posicionándose contra la ley de matrimonio de personas del mismo sexo y la ley de interrupción voluntaria del embarazo.

Paralelamente, publicaron una guía de voto útil en apoyo a las fuerzas políticas afines a sus postulados ultraconservadores; las recomendaciones han variado a lo largo de los años hasta que encontraron en Vox el aliado ideal, tras lo cual no dudaron en atacar a candidatos del Partido Popular que les ofrecieron apoyo y cobertura en sus inicios.

El estudio de Fernando López Luengos (2010), investigaciones periodísticas como la de El Confidencial y autores como Santiago Mata Alonso lograron desenmascarar a miembros de las organizaciones citadas gracias al testimonio de varios exyunquistas o familiares de estos.

Pero fue en 2014, cuando la jueza española López Castrillo del Juzgado de Primera Instancia n.º 45 de Madrid consideró acreditada la relación entre El Yunque y «alguno de los miembros» de la organización española HazteOir, a la vez que declaraba que el informe El Transparente era «esencialmente veraz»:

Durante el juicio, al menos siete testigos revelaron con nombres y apellidos la identidad de los principales dirigentes de El Yunque en España:

– Ignacio Arsuaga Rato, presidente de HazteOir (HO).

Álvaro Zulueta, director de la fundación CitizenGO, tesorero de HazteOir y coordinador local de Vox en Gijón.

Olga Cuquerella (hermana de la que fue secretaria personal de Iñaki Urdangarín, y sus hermanos Julia Cuquerella y Marcial Cuquerella, este último vinculado al Observatorio para la Libertad Religiosa y de Conciencia y director general de Intereconomía TV).

Teresa García-Noblejas, portavoz de HazteOir y vinculada a maslibres.org.

Luis Losada, subdirector del diario La Gaceta, del Grupo Intereconomía, y actual colaborador de 13 TV, la cadena de la Conferencia Episcopal.

Liberto Senderos, presidente de la Organización del Bien Común (OBC). ÎÎ Jaime Urcelay, presidente de Profesionales por la Ética (PPE).

Eduardo Hertfelder, presidente del Instituto de Política Familiar (IPF).

Leonor Tamayo, presidenta del Grupo de Montaña Contracorriente (GMC).

Quizá el testimonio más esclarecedor sobre las actividades de El Yunque y sus vinculaciones con HazteOir sea el de Victoria Uroz, que estuvo casada con Luis Losada Pescador, presentador de televisión en el Grupo Intereconomía y subdirector del diario La Gaceta de los Negocios, al que identificó como miembro de dicha organización.

Uroz relató que en 2003 se hizo socia de HazteOir, pero que fue años después cuando fue consciente de la vinculación de esta organización con El Yunque, a la que también denominaban Organización del Bien Común. Desveló que Luis Losada ya pertenecía a dicha secta y que a través de él conoció detalles sobre la financiación, organización y objetivos que perseguía, Uroz situó el origen de HazteOir en una asociación fundada en el año 2000 por su marido, llamada Instituto Phoenix España, y apunta al Instituto G. K. Chesterton para la Fe y la Cultura como otra de las plataformas utilizadas por El Yunque para financiarse.

Victoria Oruz:

«Yo era socia de HazteOir desde mayo de 2003 y me giraba los recibos el Instituto Phoenix, les pregunté y me dijeron que era la misma entidad. Luis pasó a ser el presidente de HazteOir.org, pero de cara a los medios en 2003 decían que era el fundador un tal Luis Laredo*».

En cuanto a la financiación, relata:

«Personas que han estado en HazteOir de voluntarios y trabajando en la sede me han comentado que llamaban para pedir dinero a México para hacer manifestaciones. Luis me contaba que habían intentado contar con colaboradores evangélicos y árabes desde diversas plataformas externas de El Yunque, y me contaba cuando lograban algunos donativos de empresarios protestantes para campañas en contra del aborto».

Victoria Uroz:

«He conocido que de México les venía dinero para sufragar gastos, y además las personas de El Yunque o sus cónyuges pagábamos una cuota, por eso dejé de ser socia de HO cuando me casé, porque me dijo Luis que le diéramos la cuota directamente a El Yunque por medio de otra asociación llamada G. K. Chesterton, a la que dábamos todos los meses 175 euros. Había además cuotas extraordinarias. Al venir los directivos de México y conocerlos, comprendí que los fiscalizaban».

También manifestó que todas las asociaciones, fundaciones y colectivos afines a la secta piden donaciones a sus miembros

[* Luis Laredo, Nombre ficticio tras el que se ocultaba Luis Losada.]

El Yunque al descubierto

A partir de la sentencia del Juzgado de Primera Instancia n.º 45 de Madrid, que consideraba acreditada la relación entre El Yunque y «alguno de los miembros» de la organización española HazteOir, se produce un rechazo de ciertos sectores de la Iglesia y del Partido Popular hacia El Yunque, que encuentra en Vox el nicho ideal para propagar sus postulados más reaccionarios en consonancia con el ideario de dicha fuerza política de ultraderecha.

En cuanto a CitizenGO (creada el mismo año que Vox, 2013), Uroz la sitúa como el intento de internacionalización de los objetivos de El Yunque y un cambio de marca ante las informaciones que empezaban a relacionar HazteOir con dicha secta.

CitizenGO se vincula con una vasta red de organizaciones nacionales e internacionales y grupos de presión, que comúnmente se incluyen bajo el término «activistas provida». Bajo el eslogan «dignidad humana», estas organizaciones lideran una guerra legal, en la que apuntan especialmente a convertir a los embriones en entidades legales. Algunos de estos grupos, como ADF Internacional y Dignidad Europea están muy bien conectados en el Parlamento Europeo y la Comisión Europea.

El informe titulado Restaurar el orden natural. La visión de extremistas religiosos para movilizar a las sociedades europeas contra los derechos humanos relacionados con la sexualidad y la reproducción, publicado en 2018 por el Foro Parlamentario Europeo sobre Población y Desarrollo (EPF, por sus siglas en inglés), retrató exhaustivamente cómo funcionan estas organizaciones y las estrategias que aquí se detallan.

El llamado a la «dignidad humana» resuena en otras campañas provida, como One Of Us – European Federation for Life and Human Dignity, un grupo de presión contra el aborto, cuyos miembros forman parte de asociaciones provida de casi todos los países europeos.

En 2013, One of Us estuvo detrás de una petición en el Parlamento Europeo para cancelar el apoyo de la UE al control de la natalidad y los abortos, especialmente en los países en desarrollo. La petición recibió una votación récord de más de 1,7 millones y, por lo tanto, estuvo a punto de alcanzar el umbral en el que el Parlamento y la Comisión Europea tenían que discutir el tema. Cuando la UE denegó la demanda, en 2014, los inductores de la petición crearon un grupo de interés provida en el Parlamento Europeo.

Sophia Kuby, que trabaja para los grupos de presión ADF International y European Dignity Watch, es un actor importante de este grupo de interés. European Dignity Watch emitió una carta abierta a Jean-Claude Juncker en 2014, firmada por Kuby, en la que CitizenGO y HazteOir aparecen entre las organizaciones de apoyo.

CitizenGO nació como fundación en España en agosto de 2013, su director ejecutivo es Álvaro Zulueta; entre los miembros de su junta ejecutiva se encuentran Ignacio Arsuaga, Walter Hintz, Blanca Escobar, Luca Volontè (diputado italiano de la Unión de Centro), Brian S. Brown (presidente de la Organización Nacional para el Matrimonio), Gualberto García, Alexei Komov, Alejandro Bermúdez y John-Henry Westen.

Conviene destacar la creación de Actuall (octubre 2015), un digital a imagen y semejanza de YoInfluyo (órgano digital propagandístico de El Yunque en México), que cobija y da voz a muchos de los «pensadores» afines a la red HazteOir-CitizenGO como Ignacio Arsuaga, Jaime Urcelay, Leonor Tamayo o Luis Losada, que colaboran habitualmente, Teresa García-Noblejas (portavoz de HazteOir) y María Ondina Vélez Fraga (identificada como miembro de El Yunque por la testigo Inmaculada García), que también publica artículos en Actuall. Otro de los colaboradores es José Castro Velarde, vinculado a HazteOir y presidente de la Asociación Enraizados. One of Us organizó una petición para cancelar el apoyo de la UE al control de la natalidad y los abortos, especialmente en países en desarrollo.

Un estudio de OpenDemocracy apunta a CitizenGO como una plataforma implicada en la coordinación de una campaña global para expandir los objetivos de El Yunque, que apoya las actividades de diferentes partidos de extrema derecha por toda Europa y con contactos con ultraconservadores norteamericanos y rusos que comparten los mismos objetivos.

Fundado en 2013, el mismo año que Vox, CitizenGO se puso en marcha para ser una versión ultraconservadora de plataformas progresistas online como Avaaz.org y MoveOn.org. CitizenGO tiene en su comité de dirección apoyos internacionales muy poderosos, como Alexei Komov, el mencionado socio del «oligarca ortodoxo» Konstantin Malofeev o el político italiano Luca Volonte. Asientos bancarios vistos por OpenDemocracy de la Fundación Novae Terrae de Volonte en Italia demuestran que pagó 12.000 euros a CitizenGO en 2014, al mismo tiempo que recibía fondos de entidades más tarde identificadas como «laudromat» que bombeaban capital ilícito desde Azerbaiyán hacia Rusia. «Nuestros hallazgos han alarmado a legisladores que temen que conservadores vinculados a Trump estén trabajando con aliados europeos para importar el polémico modelo de financiación americano conocido como súper-PAC a Europa, abriendo la puerta a grandes sumas de “dinero negro” que llegan sin control a elecciones y referéndums».

Además, OpenDemocracy puede revelar hoy cómo se constituyó CitizenGO con la ayuda de un experimentado financiador político y consultor tecnológico vinculado a la campaña de Trump, el Partido Republicano y el movimiento del Tea Party, que puso de manifiesto cómo se podía utilizar tecnología dudosa para recoger datos personales de potenciales votantes.

Otro miembro del consejo de dirección de CitizenGO es Brian Brown, un conocido activista anti-LGBT norteamericano, que lidera el World Congress of Families (WCF) que se reunió recientemente en Italia y que contó con el viceprimer ministro italiano de extrema derecha Matteo Salvini entre sus oradores.

Arsuaga le contó a nuestro reportero que conoció a Brown en el World Congress of Families reunido en Madrid en el 2012, y que CitizenGO recibe el consejo de un experto sénior en captación de fondos y tecnología pagado por Brian Brown «más o menos una vez cada par de meses». Se trata de Darian Rafie, socio de Brown en un grupo norteamericano llamado ActRight, que se autodefine como «un repositorio para la acción conservadora».

Darian Rafie de ActRight es un experimentado consultor político en los EE. UU.; ha desempeñado papeles clave en diversas compañías que han trabajado para el Comité Nacional Republicano y para el Partido Republicano en Michigan y Ohio: ha recibido pagos del Super PAC (comité de acción política) que apoya al republicano texano Ted Cruz (como lo hiciera el propio ActRight en 2015). Según una investigación de Right Wing Watch, Rafie también trabajó para el grupo Think Freely Media del Tea Party.

Entre las actividades de CitizenGO que confirman estas investigaciones de OpenDemocracy podemos destacar los cursillos que impartió en 2017 y 2018 (en España e Italia) en coordinación con el Leadership Institute, cuyo organizador es Ron Nehring, portavoz de Ted Cruz y que cuenta entre sus alumni al exvicepresidente Mike Pence.

El estudio de OpenDemocracy también alerta sobre los medios que se podrían estar utilizando para propagar sus campañas ultraconservadoras a través de las redes sociales:

«Hay mucho por hacer con móviles y «geo-cercando» áreas», le dijo a nuestro reportero. «Digamos que hay un mitin en alguna parte, uno de esos grandes mítines de campaña de Trump. Lo que haremos es dibujar un polígono alrededor del evento y grabaremos todos los teléfonos móviles que haya ahí dentro… Luego seguiremos el domicilio de esos móviles, entonces sabremos quién eres y qué haces, y ahora ya sabré cuál es tu ID único de Netflix y tendré tu clave de Facebook, y así podré comunicarme contigo de varias maneras».

OpenDemocracy también desvelo los vínculos entre CitizenGO y Vox, que van mucho más allá del respaldo público a Vox por parte del presidente de CitizenGO, Ignacio Arsuaga. Durante la investigación, Arsuaga admitió haberse reunido con altos funcionarios del partido para discutir estrategias comunes, y también describió cómo CitizenGO apoyaría «indirectamente» a Vox.

Nuestro reportero encubierto le preguntó específicamente a Arsuaga cómo eludir las reglas de las leyes españolas de financiamiento de campañas —donar más a Vox que el límite legal— y cómo hacerlo de forma anónima, lo cual es ilegal.

Arsuaga explicó que no existen tales límites en las donaciones a grupos como CitizenGO, y «si das de forma privada a una organización sin fines de lucro, no hay necesidad de revelarlo». Dijo que CitizenGO no canalizaría dinero a Vox en sí, pero «se podría dar a cualquier fundación que no le importe dar, que reenvíe el dinero a Vox… esa sería una buena opción».

«Esto es algo que no hemos hecho público», continuó Arsuaga, «pero, en España, vamos a lanzar una campaña antes de las elecciones generales… donde vamos a mostrar las cosas malas que han dicho» los líderes de los partidos contra los que se postula Vox, por ejemplo, «a favor del aborto o a favor de las leyes LGBT», que describen carteles y anuncios publicados desde entonces contra candidatos de otros partidos.

El funcionario de Vox con el que Arsuaga puso en contacto a nuestro reportero encubierto confirmó que apoyar a CitizenGO podría ayudar al partido, «indirectamente», describiéndolos como independientes, pero que «actualmente estamos totalmente alineados». Le dijo a nuestro reportero que si bien hay un límite en el tamaño de las donaciones individuales a las fiestas, «no hay un límite en el número de donantes, está bien, se puede dividir entre varios donantes… y solo tienen que registrarse [su primer] nombre, apellido y origen».

«Hay otras formas de hacer apoyo», agregó, describiendo «una falta de regulación en términos del equivalente a los Super PAC en Estados Unidos, aquellas instituciones u organizaciones que dan tiempo de transmisión o publicidad en apoyo de causas o candidatos o partidos políticos. Entiendo que eso está fuera de las limitaciones de los partidos políticos actuales, que está muy, muy regulado».

Fruto de esta y otras investigaciones, queda en evidencia la estrecha relación de la secta ultracatólica con Vox. Álvaro Delgado identificaba en el programa de investigación 360° de la cadena pública vasca, EITB, titulado ¿Qué relación hay entre Vox, HazteOir y El Yunque?, a varios importantes miembros de su estructura con «El Yunque, entre ellos Iván Espinosa de los Monteros y Rocío Monasterio».

Santiago Mata vincula a los principales promotores de la campaña de captación juvenil de Vox «De cañas por España» con El Yunque, Santiago Antonio Ribas Sáez, vicesecretario de Juventud de Vox Madrid, y José Manuel Menéndez Hernández, coordinador nacional de la organización juvenil de Vox.

También publica una lista en la que se incluyen como cercanos a dicha secta a importantes cargos del partido como:

Alicia Verónica Rubio Calle, vicesecretaria de Movilización en la ejecutiva de Vox, desde 2019 diputada de la XI legislatura de la Asamblea de Madrid.

Francisco Serrano, diputado en el Parlamento de Andalucía.

Francisco J. Contreras, diputado en el Congreso por Sevilla.

Ignacio Garriga, diputado, portavoz adjunto en el Congreso. Miembro del Comité Ejecutivo Nacional de Vox. Candidato a la presidencia de la Generalitat de Cataluña.

Llanos Massó, presidenta provincial de Vox Castellón. Diputada autonómica y portavoz adjunta del grupo parlamentario Vox en las Cortes Valencianas.

Patricia Rueda, diputada por Málaga, portavoz adjunta de la junta portavoces del Congreso de los Diputados y vicesecretaria portavocía de Vox.

Azu Mingarro, concejal en Villanueva del Pardillo.

Mónica Llorente Krüger, concejal en San Sebastián de los Reyes.

Su influencia también queda acreditada por el acceso a puestos de responsabilidad de organizaciones directamente surgidas de HazteOir- CitizenGO de cargos de Vox, como Gádor Joya, diputada de Vox Madrid, presidenta de Derecho a Vivir, o dentro de la Asociación Española de Abogados Cristianos, Juan José Liarte, portavoz de Vox y diputado en la Asamblea de Murcia; Norberto Domínguez, número 11 en las elecciones locales de Villanueva del Pardillo, o Alfonso González Rodríguez-Vilariño, candidato al Senado por Valladolid.

Todos los investigadores destacan que la mentira es la principal arma de El Yunque, desde el momento que niegan su existencia hasta la ocultación de sus ultimos e inconfesables fines, una sociedad secreta que no duda en captar menores de edad y entrenarlos militarmente para covertirlos en monjes guerreros, en una «fantasia heroica ultracatólica» de imprevisibles consecuencias.

Este reclutamiento de «soldados de Dios» similar al practicado por el radicalismo islámico, únicamente alimenta las fauces del fanatismo y el odio.

El Yunque, HazteOir y Vox han encontrado el terreno abonado durante la pandemia de la COVID-19, para sembrar un discurso antiprogresista y anticomunista inherente a las tres organizaciones, culpando al Gobierno español de las consecuencias, llegando a orquestar campañas infames, como la que mostraba al presidente del Gobierno en una playa rodeado de cadáveres, difundido en redes sociales por los canales habituales adictos a los bulos y a Vox. El Yunque es una auténtica «multinacional ideológica contra la democracia». Así define el periodista Álvaro Delgado esta secta ultracatólica que pretende instaurar el reino de Cristo en la Tierra. Delgado también alerta sobre el peligro de menospreciarlos y reducirlos a un grupo de trasnochados, y recuerda que en México fueron capaces de influir directamente en la elección del presidente Vicente Fox, infiltrando a sus miembros en el PAN.

Ampliar

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: