Acoso confesional, un delito por tipificar

octubre 19, 2020

El último caso de acoso confesional criminal se ha dado en Francia el viernes último con la decapitación del profesor en un institituto de Secundaria Samuel Paty

Ángel Fernández Millán, El Plural, 19 de octubre de 2020

Pregunto en Google cuántos tipos de acoso hay y me salen siete, pero no aparece el que busco: el acoso confesional, el que ejercen los miembros de una confesión religiosa sobre los fieles de otra, sobre los ateos, sobre los que apostatan, sobre los tibios de su propia fe y sobre todos los que no comparten su estricto integrismo religioso.

El último caso de acoso confesional criminal se ha dado en Francia el viernes último con la decapitación del profesor de Geografía e Historia en un institituto de Secundaria, Samuel Paty, a manos de un terrorista yihadista que “ en nombre de Alá, el todo misericordioso lo ejecutó por osar rebajar a Mahoma” al enseñar en clase las caricaturas del profeta que publicó el semanario “Charlie Hebdo” para debatir sobre la libertad de prensa.

Pese a no estar tipificado como delito en ningún país, aunque sí lo está la ofensa a las religiones, el acoso confesional no tiene fronteras en pleno siglo XXI y sus episodios afectan a países de los cinco continentes: desde la América de Trump al Brasil de Bolsonaro de la mano de la intransigencia evangélica, del Israel gangrenado por la ultraortodoxia judía a la persecución que sufren los musulmanes en la India a cargo del integrismo hindú del partido gobernante, pasando por los atentados contra iglesias cristianas en algunos países de África. Lee el resto de esta entrada »