El pueblo en manos de Dios

agosto 23, 2020

Olesa de Bonesvalls es junto con el Pont de Suert el municipio de Cataluña donde la Iglesia ha inmatriculado más propiedades, cientos de hectáreas de campo y bosque

Olesa de Bonesvalls: En la foto, el hospital medieval / Juan Barbosa / El País

Cristian Segura, El País, 23 de agosto de 2020

En Olesa de Bonesvalls hay dos grandes propietarios, la familia Parellada Torrents y la Iglesia. “Los Parellada y los Torrents se juntaron y suman muchas fincas. Lo de la Iglesia, pues es cosa del hospital y de los siglos”, dice Joan Massana, constructor jubilado, vecino de Olesa, más conocido en el pueblo por ser de Cal Tano. “El hospital” es el Hospital de Cervelló, centro de piedad y de acogida de viajeros entre Tarragona y Barcelona, construido en 1263 y hoy bajo los auspicios del Obispado de Sant Feliu de Llobregat. Olesa de Bonesvalls (Barcelona) es junto al Pont de Suert (Lleida) el municipio de Cataluña donde la Iglesia ha inmatriculado más propiedades, según los datos que hizo públicos en julio la Generalitat

Carlos Vico, concejal de Urbanismo de Olesa de Bonesvalls, afirma que no hay constancia de litigio alguno en el municipio vinculado a las las fincas inmatriculadas. Estos terrenos ocupan “cientos de hectáreas, la mayoría de bosque y de matojo improductivo, además de alguna hectárea de viña”, según resume una portavoz del Obispado de Sant Feliu. Los responsables de patrimonio del Obispado detallan que las tierras proceden en gran medida de herencias a su favor por parte de “muchos miembros de la familia Cervelló”, el linaje que levantó el Hospital.

Olesa de Bonesvalls es un pequeño municipio de 1.800 habitantes entre el Parque Natural del Garraf y las montañas del Ordal. Es un paisaje bello, de frondosos bosques de pino y encina, moteado por pequeñas parcelas de viña. De las tierras de la Iglesia no se obtiene hoy ningún rendimiento, confirman Massana y sus compañeros de tertulia en la terraza del bar Cal Nen, en el barrio del Hospital. Al caer el sol, sobre la riera del Ordal, con unos vinos y tapas, el grupo de amigos estima que la Iglesia puede ser la propietaria de una cuarta parta de la extensión del municipio, es decir, unas 600 hectáreas. Ni el Obispado ni el Ayuntamiento han podido precisar la cifra alegando que el personal encargado está de vacaciones.

Dos terratenientes: los de la Fler y la iglesia católica Lee el resto de esta entrada »


El Tribunal de Cuentas detecta falta de control en la fundación pública que financia a las religiones minoritarias

agosto 23, 2020

La fiscalización que destapa el descontrol de las ayudas a la Iglesia alerta de falta de motivación y justificación en las subvenciones al resto de confesiones

Ángel Munárriz, InfoLibre, 23 de agosto de 2020

La aconfesionalidad asimétrica que, en la práctica, ha venido funcionando en España, con un trato privilegiado a la Iglesia católica con respecto al resto de confesiones, tiene su correlato en la relación económica de las religiones con el Estado. Y en el descontrol y falta de transparencia de la misma, puesta de relieve por el informe de fiscalización del Tribunal de Cuentas [ver aquí y aquí informaciones en detalle]. La católica es la confesión más beneficiada, tanto por el modelo de entrega de ayudas públicas como por la laxitud de su seguimiento. Pero, ojo, no es la única beneficiada. La fiscalización realizada por el Tribunal de Cuentas sobre la relación del Estado con las confesiones, que no se limita a la Iglesia católica, también ha desvelado importantes fallas en la financiación de las organizaciones representativas en España de las religiones islámica, evangélica y judía.

El órgano fiscalizador ha examinado el funcionamiento de la Fundación Pluralismo y Convivencia, el ente público creado en 2005 para subvencionar a las religiones minoritarias con acuerdo de cooperación con el Estado. Esta fundación ha dedicado desde su constitución en 2005 en torno a 35 millones de euros a subvenciones a las organizaciones representantes de islámicos, evangélicos y judíos, que tienen acuerdos de cooperación con el Estado en calidad de confesiones de “notorio arraigo”. El promedio es superior a 2,3 millones al año, como publicó infoLibre en diciembre [ver aquí] y ha ratificado ahora el informe final del Tribunal de Cuentas, centrado en el ejercicio de 2017.

La falta de plan estratégico para ordenar el reparto de dinero detectada en la Fundación Pluralismo y Convivencia incumple La Ley de Subvenciones

Lee el resto de esta entrada »