El máster de Dios

septiembre 13, 2018
La Iglesia católica mantiene sus conexiones con el poder a través de las escuelas de negocios y comunicación.
Por José Antonio Bautista, Carlos Frías y Thilo Schäfer
Dossier de La Marea“Las élites de Dios”

Capilla en la planta 33 de Torre Espacio, Madrid. /Edificio y capilla bendecidos en 2010 por Rouco Varela) / Foto

13 de septiembre de 2018

El dossier, (nº 59, abril de 2018), altamente recomendable, se presentaba con una breve “declaración de principios”:

No son uno ni dos ni tres los miembros de los consejos de administración de las empresas del IBEX 35 que han estudiado en universidades o en centros de negocios ligados a la Iglesia católica. Tampoco son uno ni dos ni tres los colegios y hospitales de la Iglesia que reciben millonarias subvenciones públicas y se benefician de exenciones fiscales, aunque la Conferencia Episcopal nos aseguró que “no tiene ninguna asignación en los presupuestos generales del Estado”. Es normal en un Estado aconfesional como España que la Iglesia siga mandando. Y es también normal que el Estado siga permitiéndolo parapetado en un acuerdo, el Concordato con la Santa Sede, que discrimina a las demás religiones y que ningún partido en el Gobierno se ha atrevido a derogar –discursos aparte–. Más allá de los crucifijos, de los nombramientos de vírgenes como alcaldesas o de los rezos de cargos públicos para que mejore la salud o la economía, el dossier de #LaMarea59 intenta explicar de qué manera, todavía hoy, cuando la secularización es mayor que nunca y desciende el número de contribuyentes que marcan la X en la casilla del IRPF, la jerarquía católica logra introducirse en los principales centros de poder. La educación, los negocios y los medios de comunicación son las tres vías principales de su nueva evangelización. A ello se suma el empoderamiento patrimonial con las inmatriculaciones de monumentos como la Giralda o la Mezquita de Córdoba, y la influencia sobre el poder judicial, que raramente falla en contra de sus intereses y atiende con frecuencia a la anacrónica ofensa a los sentimientos religiosos como delito”

En él La Marea, entre otros temas, analiza el expediente académico de todos los consejeros y consejeras del IBEX y la amplia presencia de las escuelas de negocios católicas en su formación. Y en un momento en el que los máster de nuestros políticos son noticia no está de más recordar el peso y las conexiones de la iglesia católica con el poder, también a través de sus escuelas de negocios.

El artículo, se publicó también digitalmente bajo el título: El alma máter del IBEX 35

En Scribd

Lee el resto de esta entrada »


La Iglesia gasta en 13TV casi la mitad de su superávit

septiembre 13, 2018

La institución dedica a la televisión 9 de los 19,3 millones del excedente de dinero público recibido vía IRPF

El presidente de la Conferencia Episcopal Española, Ricardo Blázquez / EFE / InfoLibre

Ángel Munárriz,  InfoLibre, 13 de septiembre de 2018

Del total recaudado por el Estado en las declaraciones de la renta del ejercicio fiscal 2016, 268,2 millones de euros fueron directamente a la Iglesia española,como resultado de la decisión –que no de la aportación extra– de los 7,1 millones de contribuyentes que marcaron la casilla católica. A esta cantidad se sumaron casi 864.000 euros en ingresos financieros y 250.000 en donativos, según la memoria de actividades de la Conferencia Episcopal de 2016. En total, los recursos fueron de 269,3 millones. La mayor parte de esta asignación de dinero público la gastó en el funcionamiento de las diócesis (201,1 millones) y la seguridad social del clero (16,3). El resto se lo reparten conceptos como Cáritas (6,2 millones), las universidades católicas (6) o la campaña para animar a marcar la equis (4,8), entre una miríada de conceptos que van desde la aportación a la Santa Sede –el conocido como Óbolo de San Pedro– hasta los gastos financieros. Finalmente los gastos ascendieron a 250 millones, con lo que el superávit se situó en 19,3 millones.

¿A qué dedicó la Iglesia ese excedente? Según los datos de la propia Conferencia Episcopal, 9 millones de euros (el 46,6%) fueron una aportación de fondos propios a 13TV, con lo que lo dedicado a la televisión episcopal fue 2,8 millones de euros más que la dedicado a Cáritas, pese a que la campaña promocional de la casilla de la Iglesia se basa en el reclamo de la labor social de la Iglesia. Esta aportación de fondos a 13TV –emisora actualmente conocida como Trece– es una de los aspectos criticados por Europa Laica en su análisis de la memoria episcopal presentado este miércoles en Madrid. Consultada por infoLibre, la CEE no hizo ninguna valoración sobre dicho análisis. Lee el resto de esta entrada »