La represión franquista sobre las mujeres en Asturias: reconstruyendo la posmemoria con relatos familiares

junio 29, 2020

Un estudio del antropólogo y economista Heriberto Gutiérrez García, publicado en la revista Periferia, recoge testimonios de las mujeres que sufrieron la represión franquista por su apoyo a los guerrilleros “fugaos”

Enesida García (a la derecha), en una foto de época. / LNE

29 de junio de 2020

Con el título “Las barraganas del monte”: así masacró el franquismo a las mujeres “marcadas” ideológicamente recoge hoy La Nueva España una referencia al estudio de Heriberto Gutiérrez García acerca de la represión franquista sobre las mujeres en Asturias.

Recogemos aquí el artículo publicado hoy en La Nueva España, así como el trabajo (completo) publicado en la revista Periferia

En la Nueva España
“Las barraganas del monte”

En el otro bando, las llamaban “putas de los rojos”, “barraganas del monte”. Eran silenciadas, golpeadas, ultrajadas, violadas. Poco más que carne a la que masacrar. En casa, eran “la madre de?”, la “hermana de?”, la “hija de?”. Parecía que no tenían nombre, como si la guerra y la posguerra las hubiera hecho invisibles.

Ahora, un estudio del antropólogo y economista Heriberto Gutiérrez -que forma parte de su doctorado por la UNED- intenta rescatar testimonios femeninos de la comarca del Nalón. Su voz, su papel. Fueron, según el experto, “imprescindibles” para los “fugaos” y para la vida de las familias. Ellas fueron la resistencia. Todos los datos y testimonios que aparecen en este reportaje han sido recopilados por Gutiérrez, con la ayuda de su tutora María García, y publicados en el nuevo número de la revista “Periferia” -con el editor Ignacio Fradejas al frente-.

Gutiérrez decidió dar una vuelta a la historia de la Guerra Civil y el represaliado franquista. Cambiar la óptica y fijar el objetivo en ellas: “Ha sido realmente difícil porque la historia ha sido contada siempre por hombres. Hay pocos testimonios directos de mujeres. De hecho, muchos de los testimonios que recojo son de hombres hablando de ellas”. Como el de Pablo García, primer alcalde de la democracia en el Ayuntamiento de Laviana: Lee el resto de esta entrada »